Cobertura: Iniciativas de gobierno y empresa en Perú

Datos país

Personal del CDRAV Perú
El Centro de Diagnóstico ha llevado a cabo exitosamente varios cursos de formación dirigidos a profesionales y técnicos.

En los últimos años el país se ha preparado para atender cada vez mejor las necesidades de su población sorda; sin embargo, el esfuerzo no lo ha realizado solo el gobierno, iniciativas privadas lanzan su propuesta de atención a pacientes hipoacúsicos.

A pesar de que Perú aprobó en el año 2012 la Ley relacionada con el Programa de Tamizaje Neonatal Universal, solo hasta este año el Ministerio de Salud del Perú (Minsa) inauguró la primera sala de Audiología y Tamizaje Auditivo Neonatal en todo el país, la cual cuenta con tres procedimientos básicos para detectar a tiempo problemas de sordera en los recién nacidos: tamizaje auditivo, potencial evocado y audiometría pediátrica.

El anuncio lo hizo el ministro de Salud, Aníbal Velásquez, hace cuatro meses e instó a que otras instituciones, más allá del Hospital Nacional Docente Madre Niño San Bartolomé del Ministerio de Salud, se sumen a la causa y contribuyan para que los menores puedan ser rehabilitados, logren hablar y con ello se forjen un mejor futuro. Según el ministro, más de 7.000 bebés podrán ser tamizados en el año por dicha institución.

La invitación de la autoridad gubernamental a participar activamente en esta iniciativa no es en vano. En Perú hay 532.000 personas hipoacúsicas, según datos del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI). Adicionalmente, nacen alrededor de 300 niños con sordera congénita o adquirida que normalmente terminan sordomudos porque no logran acceder a un tratamiento a tiempo y, por tanto, no desarrollan su capacidad de lenguaje.

Mercado auditivo en Perú
Perú viene preparándose desde hace algún tiempo para enfrentar nuevos casos de sordera en recién nacidos.

A esta panorámica se suma que según datos oficiales no hay muchos intérpretes de lengua de señas en el país. Las cifras indican que hay un poco más de 20 reconocidos por la Asociación de Intérpretes y Guías de Intérpretes del Perú (Asisep) y, tal vez, esta realidad contribuye a que Perú viva actualmente el escenario propicio para impulsar la rehabilitación auditiva con audífonos e implantes cocleares.

De hecho, de acuerdo con la página de noticias Terra. com, el Seguro Social de Salud (EsSalud) colocó 130 implantes entre el 2007 y 2012, algo así como 20 por año, cifra que cubría menos del 10% de la población afectada. En la misma publicación, se registra que para el 2014, la institución invertiría en 250 nuevos implantes para la población infantil. Hoy día, EsSalud realiza aproximadamente 600 tamizajes a recién nacidos por día, con una inversión de 120 nuevos soles (aproximadamente US$35,50) por cada prueba.

La reciente noticia de una nueva sala de Audiología “contó con una inversión de 350 mil nuevos soles (alrededor de US$103,550) y beneficiará no sólo a los niños que nazcan en ese nosocomio, sino también aproximadamente a 300 bebés por mes que sean referidos de otros hospitales”, asegura el comunicado de prensa del Minsa.

Ariel Panduro, del CDRAV Perú
Ariel Panduro, gerente del Centro de Diagnóstico y Rehabilitación Auditiva y Vestibular.

Todo esto demuestra que Perú viene preparándose desde hace algún tiempo para enfrentar nuevos casos de sordera en recién nacidos y los esfuerzos no han sido solo estatales, también hay iniciativas privadas que se suman con ímpetu a la idea de mejorar la calidad de vida de las personas con alguna discapacidad auditiva.

Formación + atención, dos componentes en una iniciativa

Con esta fórmula el Centro de Diagnóstico y Rehabilitación Auditiva y Vestibular (CDRAV) abrió sus puertas recientemente en Lima con el fin de cumplir varios propósitos para distintos públicos. “Ya estamos funcionando desde la parte administrativa y tenemos servicios e iniciativas para profesionales de la audición; antes de que termine el año, comenzaremos a atender directamente a pacientes hipoacúsicos con sus familias”, comenta Ariel Panduro, gerente del Centro, quien explica que inicialmente conformaron un equipo de expertos y posteriormente se enfocaron en cinco áreas: problemas vestibulares, audiología protésica, pruebas electrofisiológicas, audiología pediátrica y rehabilitación. “Si bien estamos iniciando queremos llegar a ser un centro de referencia en Perú, por ello buscamos la promoción de las publicaciones científicas en audiología, estamos incorporando nuevos audioprotesistas, otorrinolaringólogos y psicólogos para realizar estudios de investigación y vamos a trabajar fuertemente para ser especialistas en acúfenos”, asegura Oxana Panduro, audióloga de CDRAV.

En este país la lista de espera para implantes cocleares (IC) puede tardar hasta tres años y las licitaciones para importar audífonos no superan los 3.000 anuales, en una población hipoacúsica de 532.000 personas como se mencionó anteriormente. A pesar de este panorama, “las importaciones de implantes cocleares en el Perú están creciendo. En el 2015 se importaron 132 y se abrió un proceso de licitación para 70 implantes. Este año, la cifra de IC importados subió a 200 de un proceso de licitación de 246 implantes, de los cuales aún faltan 46 por entregar”, dijo Ariel Panduro, gerente de CDRAV, quien llamó la atención explicando que en los últimos 6 años se han adquirido 81.838 audífonos para las personas con deficiencia auditiva en el país, cifra que deja entrever el gran mercado ausente de ayudas auditivas. Esta realidad hace que “entre nuestros planes esté la creación del protocolo para implante coclear con un complemento para la familia. En Perú los padres están desinformados”, dice el gerente Panduro.

En este sentido, Oxana Panduro explica que CDRAV promoverá la formación de padres con hijos implantados. “En el país hay un alto número de niños con detección tardía y algunos de ellos han recibido implante tardío en edades avanzadas. Nosotros queremos ayudarlos brindándoles otro tipo de rehabilitación que les permita alcanzar la oralidad, en este aspecto el rol de los padres es fundamental porque ellos también deben aprender a tratar a sus hijos”, afirma la audióloga.

Este año CDRAV ha llevado a cabo exitosamente varios cursos de formación dirigidos a profesionales y técnicos, quienes se han actualizado con expertos provenientes de Dinamarca, Chile, Uruguay, Colombia y Argentina en temáticas relacionadas con vértigo, posturografía y audiometría avanzada. Estos cursos han contado con el apoyo de reconocidas empresas multinacionales del campo audiológico como Phonak, Widex, Interacoustics y Sivantos.

Así, el Centro de Diagnóstico y Rehabilitación Auditiva y Vestibular es consciente de que las cifras en Perú evidencian la necesidad de una pronta intervención, programas de rehabilitación, atención prioritaria para adultos mayores y detección temprana para niños, primordialmente. A pesar del enorme reto que tiene el país en materia audiológica, el gerente de CDRAV se muestra optimista frente a su iniciativa y asegura que “los pasos que estamos dando nos llevan por buen camino”.

Perú: la audición aún está en números rojos

Las cifras relacionadas con la audición en Perú revelan que todavía hay un largo camino por avanzar para que las personas en condición de discapacidad auditiva mejoren su calidad de vida. Por ejemplo, el 33,8% de la población con dificultades para oír, incluso usando audífonos, presenta limitaciones para realizar sus actividades diarias. A continuación, lo que evidencian los indicadores:

  • 27.412.157 - Habitantes oficialmente censados (Censo 2007)
  • 260.873 - Personas limitadas permanentemente para comunicarse
  • 6,2% - Hogares con algún miembro con dificultades para oír
  • 1,8% - Personas no pueden oír aún con audífonos
  • 0,9% - Peruanos con dificultad para hablar
  • 89,8% - Problemas para conversar de manera fluida
  • 84,1% - No puede pronunciar y entonar las palabras de manera correcta
  • 82,9% - Dificultades para conversar largamente con voz fuerte
  • 63,1% - No puede hablar o usar un lenguaje alternativo
  • 95,9% - Dificultad para escuchar sonidos suaves
  • 46,6% - No puede escuchar ni entender las conversaciones
  • 14,4% - Dificultades para escuchar sonidos fuertes.

Fuente: Primera Encuesta Nacional Especializada sobre Discapacidad 2012. Instituto Nacional de Estadística e Informática. Lima, marzo 2014.

Lea el artículo en inglés en Audiology Worldnews.

Fotos: Panadex.

Mara Brugés Polo, redactora jefe de Audio Infos América Latina